Cada cerveza con su copa

Las copas, vasos o jarras en las que se consume la cerveza están muy vinculadas a las tradiciones de cada región. Pero si dejamos de lado su componente estético o histórico, no se puede negar que algunos formatos son óptimos para determinados estilos.

Aquí explicamos los diferentes tipos de copas cerveceras que existen y las cervezas para las que se recomienda cada uno de ellos. Así, los aficionados a probar nuevas cervezas podrán amplificar su disfrute tomando cada cerveza con su copa.

FLAUTA

La copa flauta, heredera de un formato clásico usado en el champán, es alta y fina. Ya sea lisa o con formas redondeadas, con mayor o menor tallo, la parte superior siempre es algo más ancha, permitiendo retener la corona de espuma y disfrutar de los aromas de las cervezas más delicadas.
La forma estilizada también es ideal para apreciar el color de la cerveza, su transparencia y, muy especialmente, tanto el nivel de carbonatación como el tamaño de las burbujas.
Capacidad: 15-40 CL
Ideal para: Pilsner Alemana / Pilsner Checa / Lambic / Roja Flamenca

VASO PILSNER

Como su nombre indica, es un vaso concebido para las cervezas de baja fermentación que se beben con tragos largos. Con la excepción del tallo, que es mucho menor, mantiene algunas de las características de la flauta, haciéndolo óptimo para cervezas con buena carbonatación, frescas y refrescantes. Las versiones alemanas y checas suelen está fabricadas con vidrio fino, mientras que las destinadas a lagers internacionales son más robustas.

Capacidad: 15-40 CL
Ideal para: Pilsner Alemana / Helles / Pilsner Checa / Lambic / Cervezas de frutas

TULIPA

Con un considerable tallo (mucho mayor que el de la snifter), forma de tulipán —de ahí su nombre—, buen cáliz y una boca que puede ser recta o terminar abriéndose para contribuir a retener la espuma y liberar un exceso de aromas, la tulipa es un formato ideal para las cervezas con cuerpo y matices más potentes. Muchos la consideran una copa “todoterreno” ya que, con la excepción de las weissbiers, casi todas las cervezas se comportan adecuadamente en ella.

Capacidad: 20-50 CL
Ideal para: Strong Lager / Bock / Doppelbock / Especiales Belgas / Doble IPA

VASO WEIZEN

Alto, con una base estrecha que se sostiene en un pie muy consistente y pesado. Las paredes son lisas o ligeramente redondeadas y la boca puede ser abierta en las versiones de líneas más geométricas o algo cerrada en aquellas que terminan en forma de bulbo.
Su gran tamaño se debe a que el formato estándar de las cervezas de trigo alemanas o weizenbiers es el medio litro. La forma alta permite un servicio óptimo de las versiones sin filtrar y un buen comportamiento de la elevada carbonatación característica del estilo. En función de la mayor o menor propensión de sus cervezas a formar corona de espuma, los fabricantes suelen optar por bocas más abiertas o cerradas. En algunos casos, el vaso Weizen —especialmente en las versiones con capacidad inferior a los 50 centilitros— puede confundirse con el vaso Pilsner.

Capacidad: 30-50 CL
Ideal para: Weissbier / Lager / Dunkels / Weizenbock / Witbier

COPA SNIFTER O COGNAC

Originalmente usadas para consumir destilados como el cognac, el brandy o el whisky, el snifter ha encontrado un nuevo uso en el mundo de la cerveza.
Con diferentes capacidades, sus principales características son la generosidad del cáliz —de forma redondeada—, un tallo corto que permite “abrazar” la copa con la mano para atemperar el contenido, y una boca estrecha que retiene los aromas.

Cuando se procede a beber, la inclinación y lo generoso de sus formas hace que los aromas se expandan y los diferentes matices ocultos de las cervezas más complejas puedan apreciarse mejor.

Capacidad: 30-50 CL
Ideal para: Barley Wine / Imperial Stout / Imperial Porter / Strong Lager / Icebock / Doppelbock / Old Ale

CÁLIZ

Muy vinculado a especialidades belgas como las cervezas de abadía y las trapenses, el cáliz tiene un tallo muy largo y un cuerpo amplio que puede ser esférico o ligeramente redondeado. Su amplia boca permite que las potentes notas a malta, frutas y especias se liberen con facilidad, lo que permite un mayor disfrute de la bebida al no saturar la nariz.

Una versión muy característica del cáliz se usa tradicionalmente en la Berliner Weisse, la ácida cerveza de trigo de Berlín.
Capacidad: 30-50 CL
Ideal para:Doble / Triple / Quadruple / Doppelbock / Berliner Weisse

TEKU

Es la copa universal para la cata y degustación de cerveza, diseñada en 2006 por Teo Musso y Lorenzo Davove. Posee un tallo alto y fino que permite el agarre sin alterar la temperatura. Se abre de forma más esbelta que la clásica tulipa y con un mayor diámetro, permitiendo captar los matices de los diferentes estilos cerveceros.


Capacidad: 33-50 CL
Ideal para: Universal

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *