León Benavente y Pablo Carbonell en Oh! My LOL SON Estrella Galicia

22/04/2016

Comenzar un programa con Xoel López, León Benavente y Pablo Carbonell improvisando un delicado “A day in the life” mientras creen que nadie les escucha, es apuntar maneras. Y algo así sucedió en la grabación del último Oh! My LOL SON Estrella Galicia. La Sala Sol volvió a acoger una jornada llena de risas, chistes, música en directo y cerveza que tuvo a Xavi Puig y Kike García, de El Mundo Today, y a Xoel López como maestros de ceremonia. Una ceremonia que, lejos de desarrollarse en los 60 minutos de programa que escuchamos cada sábado de 1:30 a 2.30 horas en La Ser, cuenta con una cuidada y laboriosa preparación para poner a punto el sonido, las luces, el escenario y todos esos detalles que no se ven al otro lado de las ondas pero que juegan un papel esencial un programa de estas características.

León Benavente, además de hablar de su segundo disco “Dos”, y de tocar algunas de las canciones que lo componen, superaron con creces el test de autenticidad del programa. Y no era fácil. Gracias a las preguntas lanzadas por El Mundo Today pudimos descubrir los guiños literarios a los que hacen referencia Abraham Boba y los suyos en algunas de sus canciones. Es el caso de “La broma infinita”, novela original de David Foster Wallace. “Es verdad, ‘California’ hace referencia a ese libro, pero no lo he leído”, confesó Boba. La formación, que también ejerce de banda de Nacho Vegas (de hecho, se conocieron tocando con el asturiano), recibió con sorpresa y asombro las peculiares “críticas” que han vertido los medios de comunicación musicales sobre su último trabajo. Fernando Costilla fue el encargado de trasladarles esas personales reseñas: desde Arturo Pérez-Reverte hasta Mondosonoro pasando por la columna de opinión de Bob Esponja. Sin desperdicio.

León Benavente_interior_ohmylolsoneg

León Benavente_interior_ohmylolsoneg3

De Rap rural a Reggaeton autotuneado

Conocimos también que el peculiar fraseo que utiliza Abraham Boba cuando canta a modo de rap algunas canciones de León Benavente, tiene nombre propio: Rap Rural. Una designación que, si no existe, tendrán que patentar. Pero, como lo de añadir términos, influencias y etiquetas parece ser el deporte nacional, desde Oh! My LOL SON Estrella Galicia, también quisieron probar qué tal sienta a León Benavente la etiqueta de “Reggaeton”. El autor del experimento, Juanma Latorre, quiso probar en su masterclass que el Autotune puede hacer milagros y convertir los aullidos de un Fernando Costilla cantando “Ser brigada”  en una ¿flamante? canción de Reggaeton.

En lo que a la música en directo se refiere, León Benavente nos dejó algunos temas de “Dos”, como “Tipo D”, “Gloria” y “Nuevas Tierras”, esta última canción interpretada junto a Xoel López y Juanma Latorre.

León Benavente_interior_ohmylolsoneg4

De músico folclórico a escritor intelectual

Pero el programa no acabó ahí porque si hay algo que tiene en común León Benavente con el otro invitado de la semana, es su pertenencia al mundo de la “tarántula”. Un universo al que hace referencia Pablo Carbonell en su último libro. Carbonell, que repasó su pasado en la banda Los Toreros Muertos, explicó cómo fue incapaz de rechazar la oferta de la editorial Blackie Books cuando ésta le propuso escribir sus memorias. Aunque él ya tuviera otros planes: realizar una gira por todo el país tocando música regional española. Con “El mundo de la tarátula” ya en el mercado, las coplas y demás tonadillas tendrán que esperar.

Todo eso lo descubrimos justo antes de saber que Pablo Carbonell llora cuando ve a una señora mayor subida en un tío vivo. Si quieres saber por qué, y echarte unas risas acompañadas de la mejor música no te pierdas Oh! My LOL Son Estrella Galicia los sábados, de 1.30 a 2.30 am en la Cadena SER.

 

Artistas relacionados

Suscríbete a nuestra newsletter

Responsable del Tratamiento: Hijos de Rivera, S.A.U.. Finalidad del tratamiento: remisión de los boletines o newsletters de acuerdo a sus intereses. Legitimación del tratamiento: ejecución de un contrato/acuerdo. Destinatarios: no se cederán datos, salvo obligación legal. Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la política de privacidad. Más información aquí.