Texto: Miguel Ángel Ruiz

La música hierve en Monkey Week SON Estrella Galicia. Un festival único por su propia naturaleza que, del 20 al 23 de noviembre, volvió a convertir Sevilla en una auténtica feria de muestras de la música emergente donde siempre hay bandas que descubrir, y comprobar la evolución de otras, en algunos casos supersónica. Es el caso, por ejemplo, de uno de los platos fuertes de esta última edición, Derby Motoreta’s Burrito Kachimba, que tan solo tardó cinco minutos en completar el aforo del Teatro Alameda SON Estrella Galicia en la noche del sábado.

Jugaban en casa, es cierto, pero seguramente muchos de los que pudieron disfrutar (y muchos de los que se quedaron fuera) del concierto abrasador que ofrecieron los sevillanos, quedaron ya en 2018 hipnotizados por su potentísima propuesta, tanto musical como escénica, empapada de psicodelia, y preñada de rock progresivo andaluz. Su primer disco, homónimo, no lleva ni diez meses en la calle. Dos días antes, el jueves, tras la actuación de Juan Wauters (que no dejó a nadie indiferente), los madrileños Carolina Durante subían al mismo escenario, en la jornada inaugural del festival. Justo dos días antes de llenar dos veces La Riviera (en Madrid). Su primer disco, homónimo, vio la luz en abril. Sobran las palabras. Dos meteoros que esperemos que sigan por muchos años alumbrando la noche musical que atravesamos.

DMBK y Carolina Durante son únicamente dos de las 127 bandas que durante tres días ofrecieron más de 160 actuaciones en distintas localizaciones del entorno de la Alameda de Hércules. Intentar ver todos (o los máximos posibles) es lo mismo que pretender conocer Nueva York en un fin de semana. Afortunadamente el trabajo de la organización por facilitar los horarios, lugares de los conciertos y la información de las bandas en el ‘Manual de Supervivencia’ facilita muchísimo el trabajo. Al menos a priori, ya que este año, los episodios de lluvia intensa y algunas cancelaciones de última hora, obligaron a cambiar el planning de más de uno. El nuestro nos llevó el jueves, tras ver a Carolina Durante, a la Sala X, al concierto de Ferran Palau, en la fiesta Primavera Labels, mostrando una elegancia y calidad superlativa en el escenario, al igual que hicieron, después, Blanco Palamera, en la Sala Even, que acogió la fiesta de Raso Estudio. Baiuca, una de las propuestas más interesantes y con más proyección en nuestro país, puso los decibelios y el ritmo necesarios para hacer latir con fuerza la madrugada sevillana.

Una vez disipadas las nubes de la mañana del viernes, la actividad comienza de nuevo. Arrancamos con el divertidísimo concierto (y cargado de oficio) de Tito Ramirez, en la mítica pista de coches de choque. En el mismo lugar, cuatro horas después Ortiga hizo las delicias de los allí presentes, con su estilo verbena-metalcore-cumbia-autotune (no necesariamente por ese orden). Mientras tanto, Los Punsetes comenzaban otro de los conciertos más esperados del festival en un Teatro Alameda SON Estrella Galicia prácticamente lleno.

Tras ellos, Le Parody, que se confirmó como una de las apuestas más sólidas y originales en el panorama actual de la música electrónica. Le siguió el “post-punk cristiano” de Petróleo, la banda que conforman Ignatius y Tigres Leones, cerrando los conciertos del viernes en el escenario SON Estrella Galicia.

Ellos aún no lo sabían, pero al día siguiente serían los ganadores de la mítica Batalla de Bandas de Radio 3 que como manda la tradición, protagonizó la mañana del sábado en Monkey Week. Aun nos quedó tiempo para pasarnos por la fiesta de The John Colby Sect en Sala Even, para disfrutar del rock garajero de Go Cactus y de la psicodelia sixtie de Magic Brother Mistic.

Obviando a los ya citados DMBK, y para olvidar el fastidio de las cancelaciones de Lysistrata y Tropical Fuck Storm, nos deleitamos con el indescriptible, pero siempre bienvenido espectáculo de los Jaguares de la Bahía de Paco Loco. Antes, Texxcoco confirmaron ante el público de un prácticamente repleto escenario Fundación SGAE, en el espacio Santa Clara, que son una de las bandas a seguir dentro de la escena independiente actual, con un directo impecable saturado de noise.

Especial mención merecen las propuestas del sello Sonido Muchacho, en el escenario Holiday by Obbio. con unos efectivos Bestia Bebe y unos enormes Kokoshka, que dejaron al público listo para gozarlo en la fiesta de Limbo Starr. Allí, tras Gloriosa Rotonda y Daloma esperaba el broche de oro a nuestro Monkey Week SON Estrella Galicia. Camellos, dándolo todo en el último concierto antes de la salida de su nuevo disco, ‘Calle para siempre’, consiguieron que el público saltara del escenario desde la primera canción y demostrando un estado de forma bestial.

De vuelta a casa, una vez ordenados los recuerdos con la necesaria distancia, y conscientes de que solo podemos dar testimonio de una ínfima parte de las bandas que nos hubiera gustado ver, estamos listos para comenzar a escribir la crónica del Monkey Week 2019.

Síguenos en Instagram

Cannot get other user media. API shut down by Instagram. Sorry. Display only your media.

Síguenos en Facebook